ROBERT E. HOWARD

Robert Edwin Howard fue uno de los escritores clave de la literatura fantástica, quien en los años 30 redefinió el género de las aventuras de capa y espada con un personaje mítico, Conan el bárbaro. El cimmerio ha pasado a la posteridad gracias a la continuidad que tuvo la obra de Howard tras su muerte. Una serie de escritores como Robert Jordan o Poul Anderson, el ilustrador Frank Frazetta, los comics de la editorial Marvel, sobre todo gracias a la labor del guionista Roy Thomas y los dibujantes John Buscema y Neal Adams, y la versión de Hollywood dirigida con maestría por John Millius, han sido la continuación del legado fantástico de Howard.

Howard pertenecía al círculo de escritores con los que se carteaba el maestro de la literatura de terror H.P. Lovecraft, y con los que conjuntamente escribió su obra magna, los Mitos de Cthulhu. Con Lovecraft compartía una visión del mundo donde se relacionaba la pureza con la etnia anglosajona blanca, y solían mostrar a los villanos bajo estereotipos racistas. En los relatos de Howard se puede observar una visión colonialista del mundo, así como un estilo literario de ficción histórica que compaginó con el género fantástico, donde aparte de Conan destacan otros personajes como el rey Kull o Red Sonja. Howard era un texano loco, obsesionado por las armas, que tras entrar su madre en coma se suicidó con un colt 38. Por tanto recomendamos excluir a Howard de nuestras cenas, a no ser que algún lector esté pensando en organizar un ágape para el Ku Klux Klan Texano, o para el no menos concurrido club de escritores suicidas.

1 comentario:

Dragón de Azúcar dijo...

Triste final para este personaje, y la pelicula The Whole Wide World con Renée Zellweger y Vincent D'Onofrio no le hace justicia al papel de Howard en la literatura de ficción.

Muchos han hecho dinero con su nombre, y pocos son quienes lo recuerdan.

Es una pena que lo único que se consiga en español de él sean los relatos de Conan, ha excrito mucho más antes y despúes del Cimerio.

J.